lunes, 27 de junio de 2011

Y después de todo

Y después de todo son pesadillas las que se escapan con la alarma del despertador y algunos sueños que ni siquiera son los que materialmente deseamos. Vuelan por la habitación de madrugada disfrazados de palabras y asociaciones creando la atmósfera irreal que nos atormenta o nos ilusiona, la que no existe porque nunca la crearíamos así, simplemente acumula retazos de asociaciones, momentos que vivimos, momentos que nos hubiera gustado tener y aquellos especialmente que más tememos, que no queremos y que sabemos que en el fondo puede que existan, que exisitirán... Y así el día amanece cansado, no menos torpe que el de ayer a la misma hora. Las noches no son conscientes y tampoco quiere serlo nuestro cerebro; tampoco puede permitírselo el extraño músculo bombeante y envueltos en sangre, en descargas eléctricas y pesadillas o sueños despiertos caminan nuestros pies y nuestras manos, nuestros días y nuestras necesidades.


(...) y después de colgar me doy cuenta que necesito ese lastre de responsabilidad, ese ancla de preocupación para no soltarme del todo, para no ponerme a volar, como si no quisiera admitir que - pese a los nubarrones que, entre dos rascacielos se aproximan- vale la pena vivir, cantar en la ducha, (...), olernos los dedos antes y después de, dar conversación a los taxistas, entrar en una tienda y probarnos ropa que no podemos pagar y escribir, aunque sea una novela que se muere, aunque sea en una lengua moribunda (...). El último libro de Sergi Pamies. Sergi Pamies.

No hay comentarios:

Publicar un comentario